Es sabido que en la antigua Grecia se inventaron los primeros dispositivos para levantar grandes pesos, y eran accionados con poleas, contrapesos, fuerza de animales y humana. Por lo general, fueron utilizados para construir edificaciones altas, y elevar materiales o vigas a alturas que eran necesarias para la obra. Estos prototipos de grúas construidas de madera sirvieron como base para la tecnología que desarrolló las grúas modernas, y es necesario mencionar que algunos de esos dispositivos podían cargar hasta 20 toneladas.   


Las grúas Titán son maquinarias diseñadas para trabajar en cualquier tipo de terreno, lo cual facilita enormemente el trabajo en la construcción. Su pluma tiene más de 20 metros de largo cuenta con un rango muy amplio de acción, para diferentes tipos de maniobras, y algunas grúas tienen capacidad de levantar hasta 350 toneladas.


Si bien, las grúas Titán se denominan así por su capacidad de carga y alcance de su brazo, son utilizadas en diferentes maniobras industriales, así como en construcciones grandes, donde se necesita elevar y descargar materiales, vigas, estructuras o elementos. También cuentan con un gancho especial para realizar las maniobras con gran seguridad.   


Las grúas Titán son equipos que solamente deben ser operados por personal profesional y capacitado, con estrictas medidas de seguridad.